30 nov. 2009

Especie peligrosa (¿o en peligro?)

Hay muchas cosas que pueden ser intimidantes: un policía, un público, un gamín, una pregunta, un jefe o un docente muy teso. Apartando aquellos miedos que provocan los personajes en los que uno teme por su integridad física (como un robo o un golpe), están los que causan un cóctel interconectado de inseguridad, respeto y nervios.

Existe un personaje que logra generar esta mezcla a la perfección: la mujerbonitainteligente. Puede parecer una pendejada, pero para mí no lo es. Nada más intimidante que una mujer segura de sí misma, observadora, con respuestas cortas, comentarios sagaces o que sabe información aportante. Y que para rematar, resulte que es bonita, fatal. Sí, es superficial, pero qué se le va a hacer, así son las cosas. Suena horrible, pero si una mujer es inteligente pero fea, intimida un poco menos y si por lo contrario, es hermosa, pero es una tonta, muchísimo menos.

24 nov. 2009

Contar hasta 10 ó 30 ó 100, mejor no contar.

Rabia. De esa que aprieta el estómago, que provoca agarrarse la cabeza, el cuello y los hombros a ver si se va, de esa que cierra los puños y sólo alcanza a provocar intentos de palabras, balbuceos, si acaso, lo más claro que se logra pronunciar es un hijueputa o un malparido de acuerdo a la ocasión. Además aparece el nudo, un buen nudo, como una piedra pesada en el estómago. A los gastríticos se le añade un ardorcito en la boca del estómago, un dolorcito que suele ser resultado instantáneo de la somatización. Dependiendo del nivel de impotencia que se tenga, aumenta directamente proporcional con los síntomas, si no se puede cambiar, evitar o enfrentar la situación, más silencios comprimidos y nudos aparecerán.

16 nov. 2009

¿Cuál es la hijuemadre quejadera? Si no hacés nada, no lográs nada. Así de sencillo.

10 nov. 2009

Hello World!

Justo a punto de finalizar mi trabajo de grado se me ocurre abrir este lugar. Sí, siempre tan oportuna. Pero a veces pasa que justo en los momentos más altos de procrastinación salen otros asuntos pendientes. Ahora salió este blog. Tal vez mañana organice la pieza, quién sabe.